Claves para construir y cuidar el deck

0

Moderno o rústico, de campo o de ciudad, la magia del deck no distingue estilos. Es un todo terreno y se puede apoderar de los bordes de una pileta, de un espacio en el medio del jardín o de un rincón de una terraza o balcón. Además, es indudable la calidez que provoca, tanto como su conexión directa con la naturaleza.

Habitualmente, se utilizan como recurso para prolongar espacios interiores, cubrir vistas no deseadas, crear nuevos ambientes, sectorizar y enmarcar canteros. Como su armado es con obra seca, la transformación del espacio tiene la ventaja de realizarse de una manera rápida y sencilla.

¿Cuáles son las claves para construirlo?
El terreno debe estar nivelado. Las tablas de madera de la superficie del deck deben estar separadas entre sí, no menos de 5 mm, para que el agua corra sin obstáculos. Debe estar levantado al menos 15 cm respecto del suelo natural o contrapiso. Se recomienda, además, que esté apoyado en listones. De este modo la madera no está en contacto directo con el suelo. Además, las pendientes de desagüe y de las tablas deben ser respetadas.

En cuanto a terminaciones, son muy variadas, todas estéticamente posibles de acuerdo a los productos que hay en el mercado. Para prolongar la vida útil del deck, en primer lugar debemos tener en cuenta que todas las piezas deben estar protegidas con, al menos dos manos, previo al armado. Así, las superficies que luego son inaccesibles quedan protegidas antes de la mano final.

Fuente: Clarin.com

Compartir.

El autor

Responder